viernes, 21 de noviembre de 2008

Némesis: la primera versión del mito

.
El mito de Leda y el cisne fue la segunda versión, establecida a partir de Euripides, del nacimiento de Helena.

En la primera versión, Zeus, siempre protagonista, se enamora de la diosa Némesis. Para huir de él, la diosa se metamorfosea en mil animales, entre ellos en pez, liebre, abeja, ratón y oca. Sin embargo, Zeus, mucho más rápido, se convierte a su vez en diferentes bestias cada vez más salvajes y agresivas. Finalmente Némesis decide trasformarse en ganso y volar lejos. Zeus se convierte entonces en un cisne y la alcanza en Rhamnous (noroeste de África). Vista la situación, Némesis acepta lo inevitable y un tiempo después pone un huevo de color azul.
Ese huevo es cuidado por nuestra Leda, aunque las diversas versiones no se ponen de acuerdo en cómo le llegó. Según unas ella mismo lo encontró se lo llevó a casa para cuidarlo hasta su eclosión. Según otras, Hermes ocultó secretamente el huevo entre los muslos de Leda. También se dice que cayó de la Luna, o que fue encontrado por un pastor en el bosque y se lo llevó a reina Leda quien lo mantuvo en una caja hasta que se abrió. Sea como fuere de ese huevo nació la hermosa Helena que, de esta forma, se considera hija de Leda.

Némesis es la diosa de la justicia retributiva, la venganza y la fortuna. Castigaba a los que no obedecían, a aquellas personas que tenían derecho de mandarlas y, sobre todo, a los hijos desobedientes a sus padres. Recibía los votos y juramentos secretos de su amor y vengaba a los amantes infelices o desgraciados por el perjurio o infidelidad de su amante.

2 comentarios: